La golpearon en pleno centro para robarle el celular

La golpearon en pleno centro para robarle el celular

Una joven vivió una noche de desesperación y desconsuelo luego de haber sido agredida por motochorros que le sacaron el celular y dinero en la noche de ayer. “Están muy atrevidos, les das las cosas y te pegan igual”, contó.

Anoche Florencia Ortiz, de 24 años, caminaba a su casa cerca de las 21 hs cuando al pasar por la Avenida Italia, a metros de una conocida heladería, fue abordada por dos sujetos que circulaban en una moto que ella describió como una moto 150 cc de color negra. La tomaron por detrás y del cuello y la golpearon inmediatamente en las costillas, le gritaron que les entregue lo que llevara y ella les dio su celular y plata. Lo que más la asustó, además de los golpes, fue que le dijeron “si te das vuelta, sos boleta”.

De esa circunstancia sólo fue testigo un hombre que vio la situación, pero no llegó a tiempo al lugar. Sus gritos obligaron a los delincuentes a salir rápido, quizás evitando un mayor castigo a la joven. El hombre, solidario, se ofreció a ir hoy a la comisaría con ella para asentar la denuncia.

Según la víctima, el que la amenazaba tenía voz de ser un adolescente, de no más de 16 años y llevaba una campera negra. Al concluir el delito se fueron para el lado de la autopista.

“Dentro de todo la saqué barata, porque estaba bastante sacadito el que me pegó. Fueron segundos, cuando se fueron me puse a llorar, el señor me acompañó a mi casa”, contó Florencia, que se fue a dormir anoche pensando además en la larga espera de trámites a realizar en la jornada de hoy sosteniendo su situación penosa, por la cual ya no saldrá como antes.

Una vez que llegó a su casa, publicó que al menos, si los ladrones se apiadaban, le dejen la tarjeta de memoria en algún lugar, porque allí atesoraba fotos de hace mucho tiempo de sus sobrinos, sin dudas, algo que tiene un valor incluso más profundo que el celular.

En los últimos meses hubo un recrudecimiento del delito de los motochorros, que normalmente sucedía en las paradas de colectivos en horarios variados y en especial en los barrios, pero que ahora también se está repitiendo en lugares céntricos. Será impresciendible trabajar con el Centro de Monitoreo para denunciar rápidamente y hacer cercos en los accesos evitando la fuga de estos malvivientes, que también suelen estar muy relacionados con la minoridad y el consumo de sustancias que potencian su agresividad.


Redaccion por Hernan Cohen

Y vos que opinas?

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

?>