Ghirardi: “Soy el concejal con más proyectos vetados de las historia de la Provincia de Buenos Aires”

Ghirardi: “Soy el concejal con más proyectos vetados de las historia de la Provincia de Buenos Aires”

El concejal Diego Ghirardi (banca unipersonal), ex Secretario de Gobierno de Juan Pablo Anghileri, dialogó con La Posta tras la última sesión del Honorable Concejo Deliberante (HCD) y apuntó al oficialismo por la “poca consideración a la institución del HCD”. También dijo que hay cosas rescatables, pero que muchas veces los concejales “no están a la altura de las circunstancias”.

La Posta (LP): – Estamos con el concejal Diego Ghirardi, terminada la sesión del año. Si bien no es la última porque puede haber alguna extraordinaria, pero sí la última ordinaria. ¿Cuáles son las sensaciones que te deja este año legislativo y qué pasó hoy (refiriéndose al jueves 22 de noviembre)?

Diego Ghirardi (DG): – Son varios los temas que planteás, interesantes todos, y un poco difícil contestarte. En un punto, cierta satisfacción por el trabajo legislativo que en un punto ha sido bueno y en otro punto ha sido malo. Creo que hay mucho para mejorar. Creo que hay que empezar a trabajar en una reivindicación de las instituciones democráticas, esencialmente el Concejo Deliberante que es la representación popular de los vecinos, y me parece que está habiendo un cierto camino de falta de valorización, a veces por responsabilidad nuestra, los mismos concejales, que a veces no estamos a la altura de las circunstancias y muchas veces por el Ejecutivo, que toma una postura de desinterés o de desvalorizar el trabajo hasta que lo necesita realmente, ¿no?

Este año ha sido significativo para mí en lo personal, como legislador. Como comenté hace poquito, tengo el dudosísimo honor de ser el concejal al cual le han vetado más proyectos en la historia de la democracia en la Provincia de Buenos Aires.

diego-ghirardi-2

Ghirardi supo ejercer en la gestión pasada el rol de secretario de Gobierno y una especia de “jefatura de gabinete”, aunque muchos lo señalaban como “el monje negro” que tenía peso a la hora de “bajar” un funcionario. Su conocimiento legal y cierto manejo independiente de su banca lo tienen como “incógnita” para 2019. Los que lo critican creen que especula para elegir a último momento al peronista que tenga más chances. No ha dicho simpatizar por alguien a nivel local.

LP: – ¿Te han vetado más? ¿Qué cantidad llevás?

DG: – Sí. A la fecha calculo que entre 34 y 37 proyectos míos, muchos de ellos aprobados por unanimidad, o sea, por el mismo bloque oficialista que, claro, antes que hecho, no me quedó más remedio que no acompañar más proyectos que presento yo, incluso si están a favor, porque se encuentran con la paradoja de que en el medio se los vetan y pasan un papelón.

LP: – ¿Te han manifestado a vos concejales oficialistas que querían acompañarte en una iniciativa y que no los dejaban?

DG: – Sí, por supuesto. De hecho, lo digo clarito, con los concejales del oficialismo tenemos excelente relación. El problema, como suele suceder con los Ejecutivos, a mí me ha tocado también y he sido objeto de esa crítica y muchas veces con razón, lo he dicho muchas veces (en la gestión pasada).

El equipo de trabajo del Intendente Kubar es realmente penoso. Claro, yo generalizo y maltrato a un montón de gente que no se lo merece. Cierto equipo penoso. Hay un montón de gente excelente también porque sería injusto caer en la lógica de la maniquera del Pro buenos y malos. Hay buenos y malos como en todos lados. Lo que digo es que los que tienen poder de decisión en el gabinete del Intendente, particularmente con lo que respecta a la cuestión legislativa del Concejo, son muy malos.

Vetan cualquier cosa, directamente no fundan los vetos, se encierran en paradojas, por ejemplo, yo soy autor de alrededor de diez proyectos de modificación del convenio colectivo a favor de los trabajadores municipales y vetaron todos, menos el último, que si lo vetaban significaba que los jubilados dejaban de percibir una bonificación. No tiene lógica que lo veten, lo veten y uno no porque es la misma razón. Este es el nivel de gestión que tiene el gobierno del Intendente Kubar. Muy malo.

LP: – Dentro de lo que decías que era rescatable de este año, ¿qué sería?

Ddiego-ghirardi-1G: – Vos preguntaste por la sesión de hoy. Dentro de los proyectos que ingresaron del Ejecutivo, la gente del Museo hizo un excelente trabajo de recopilación remitiendo como corresponde al Concejo Deliberante todas las donaciones que fueron recibidas. La Ley es clara: las donaciones tienen que ser aceptadas por el Concejo Deliberante y yo veo, de hecho lo he visto en La Posta muchas veces como todos los vecinos, los concejales nos enteramos por La Posta que los funcionarios dicen haber recibido donaciones y demás. Bueno, a ver, muchachos, si les dieron donaciones envíenlas al Concejo para ser aceptadas porque las donaciones no son a ellos, no son los dueños del Municipio. Tienen un procedimiento que cumplir que no lo cumplen.

LP: – ¿Hay alguna donación en particular que debería haber pasado por acá y no pasó?

DG: – Todas, todas. Todas las donaciones deben pasar por el Concejo Deliberante. Lo que pasa es que cualquiera que yo te diga no deja de ser una cosa que no me consta porque son dichos de ellos mismos. Los funcionarios del Ejecutivo dicen que pueden dejar de aplicar una ordenanza porque no es conveniente. Esto es una barbaridad.

LP: – ¿Cómo cuál?

DG: – Por ejemplo, te concreto una temática que yo sé que ustedes trabajan mucho que es el tema de la seguridad y la cuestión vial. Las ordenanzas respecto del tema tránsito en el Ejecutivo son una cosa insólita, inédita y nunca vista. Un nivel de desconocimiento y soberbia extraordinario.

La ordenanza que prohíbe el estacionamiento en la mano izquierda en un precinto del ejido urbano fue propuesta por el gobierno y aprobada por unanimidad y ellos mismos salen a decir en los medios que no la cumplen porque como hay mucho tránsito, mejor no. Esto no funciona así. Ellos no pueden tener una norma y decidir que no la aplican porque no quieren.

LP: – Generaron la idea, por ahí algo falló en el camino y no se terminó aplicando.

DG: – Es perfectamente posible que haya un cambio de idea que lo pueden fundar y mandar para suspender la aplicación.

LP: – ¿No se suspendió nunca eso?

img_20181122_141308DG: – Se suspendió porque quieren. No tienen esa facultad.

LP: – ¿Y cómo quedó esa situación legal?

DG: – Yo presenté una ordenanza para suspenderla por 12 meses en razón de que el argumento era atendible, que ellos pensaban que había que pensar una alternativa y la vetaron. O sea, siguen permitiendo estacionar pero vetaron la suspensión. Es decir que están incumpliendo una ordenanza que ellos mismos promovieron.

No es el único caso. Yo presenté la derogación del estacionamiento medido que lleva dos años de aprobado y, lo he manifestado en la sesión, la creación del estacionamiento medido no implica una tasa. Es un derecho. A partir del día que se aprobó debería ser percibido por el Municipio. El Intendente ni lo cobró, ni lo terciarizó, ni llamó a licitación, ni nada. No hizo nada. Está hace dos años y cuando presenté la derogación de una ordenanza que no se aplicaba, la vetó también.

El otro caso, y ahora de suma gravedad, ya, es el de los lomos de burro. Que trajo polémica, que tiene una fecha vencida. Yo vi algunas polémicas suscitadas en los medios y demás, y es importante aclarar a la gente que no estamos en contra de los reductores de velocidad. Lo que la ordenanza decía era que debían adaptarse a la reglamentación de la Ley de Tránsito porque una cosa muy necesaria para evitar las personas desaprensivas que van a altas velocidades, es poner reductores, no poner lomos de burro para causar accidentes. Yo le quiero decir a la gente del Ejecutivo que cuando una persona fallezca por un lomo de burro, la responsabilidad va a ser de los funcionarios que no cumplieron la ordenanza. Retírenla de una vez, cumplan las ordenanzas. Nosotros hemos votado acá un decreto con un estado de no menos de 30 ordenanzas aprobadas, incumplidas manifiestamente por el Ejecutivo.

LP: – ¿Incumplidas a partir de algún tipo de inacción, una circunstancia explicada o simplemente sin información?

DG: – Sin información. El incumplimiento de las ordenanzas realmente deberías preguntárselo a los funcionarios que te van a decir muy sueltos de cuerpo porque ellos consideran que ellos no tienen que cumplirla.

img_20181122_141334LP: – Siempre ha pasado esto de hay algunas ordenanzas que no se aplican. Incluso hay veces que se escribe sobre una cuestión que ya está escrita en el pasado y, tal vez, distinta.

DG: – Es verdad. De hecho, existe una forma de derogación de leyes que se llaman “suetudo”, que es la derogación por falta de uso, cuando se deja de aplicar. Esto es verdad. Ahora, una cosa es que vengan obsoletas por el paso del tiempo, por las costumbres, porque se modifica la sociedad; las leyes son móviles, no son una foto, son una película, pero una cosa es eso y otra cosa es la sistemática violación y no aplicación de todas las ordenanzas que este cuerpo aprueba.

LP: – De las recientes estamos hablando.

DG: – Por supuesto. Incluso de aquellos mismos que promueven. Esto es lo gracioso. Porque hay ordenanzas que no cumplen. Y el procedimiento de vetar ordenanzas a mansalva como han decidido y además muy divertido, porque me han manifestado que les parece muy simpático y gracioso, en la práctica constituye una forma de limitar el poder e impedir el funcionamiento del Concejo Deliberante. Porque yo te pregunto: si el Concejo Deliberante tiene mayoría opositora y decide no aprobar ninguna ordenanza más que venga del Ejecutivo para devolverles exactamente lo mismo que el Ejecutivo hace, en la práctica dejó de existir el Concejo Deliberante. Esto es una barbaridad, una cosa insólita, que no puede pasar.

LP: – ¿Esto está alentado por esta situación de grieta que se vive hoy o tiene que ver específicamente con algunos actores que generan esta tendencia?

DG: – Tiene que ver con actores que generan esto. Yo responsabilizo a funcionarios y por supuesto hay que decirlo claramente porque esto es un argumento de defensa del Intendente, no los tipos que lo asesoran y demás. El responsable de esto es el Intendente, por supuesto, y la falta de diálogo con los concejales. Lo digo clarito, no hay diálogo con la oposición porque claramente no tienen diálogo con su propio bloque. Los concejales del oficialismo muchas veces se miran, sin entender lo que pasa, no saben lo que les llega, no hablan, no se dialoga, en esta sesión nosotros hemos ayudado a que se hagan unos proyectos que consideramos de interés para la sociedad y a veces duermen. Están distraídos, no vienen, no participan.

Entonces, me parece que hay que tomar con responsabilidad y preguntarse cuál es el rol de los concejales y por qué quieren ser concejales. De cualquier manera, es importante que es una cuestión pasajera y uno trata de hacer lo mejor que puede en ese período. No todos tenemos las mismas capacidades, pero hay que tomarlo con seriedad y aumentar más el trabajo. De mi parte, es verdad que en esta instancia se aprobó una gran mayoría de proyectos de mi autoría, muchos, como 30 o 40.

LP: – ¿Cuáles destacás?

img_20181122_141249DG: – No, no. No, porque una de las cuestiones que yo he discutido con el concejal Polverini, es ilógico pensar que los proyectos del oficialismo son cuestiones del Estado y los de la oposición no. Son tanto o igual que los demás.

De hecho, yo he dicho acá que celebramos muchas veces por consenso esas cosas que consideramos útiles para la sociedad. Lo que vos preguntás de la grieta, es todo lo contrario. No puede existir grieta cuando se trabaja en algo que es para toda la sociedad. La grieta existe por fuera de lo que es el Concejo Deliberante.

LP: – ¿Cómo es el año que viene ahora que ya está cerrándose este? Falta debatir el Presupuesto. No sé si va a haber alguna sesión más y después ya hay que pensar en 2019.

DG: – Creo que ya estamos todos pensando en 2019 y acá sí hago una manifestación política, ya no como concejal. Creo que tenemos el peor gobierno municipal de la historia de la democracia. Estoy hablando de gestión. Y me parece que el relato del inventado de las obras y demás son cosas que les mandaron de Nación. Las obras municipales no existen. La tarea de gestión del Municipio es pésima, el Intendente asumió con un superávit, cosa que era malo también, porque el superávit implica no aplicar en la ciudad el dinero pero hoy tiene un pasivo de 80 millones y va a terminar con el doble de la deuda, sin presupuesto, con deuda a proveedores, le deben a todo el mundo, o sea, es muy mala la gestión. Y sin duda, creo que el año que viene será su último año y terminarán como corresponde su mandato y se irán, que es lo que esperamos.

LP: – En ese “se irán”, ¿vas a participar?

DG: – Siempre voy a participar, no en cuestión de estar ni mucho menos, sino en cualquier gestión que reivindique la justicia social y el peronismo. Así que contarán en ese espacio con mi ayuda y nada que tenga que ver con el neoliberalismo ni cuestiones similares, que mucho daño le han hecho al país todas las veces que repiten las mismas recetas.

LP: – Hay una posibilidad de que el año que viene también se dé, que hasta ahora Rodríguez venía esquivando esa chance, un gobierno a nivel nacional o provincial de distinto signo al que esté acá y siempre han coincidido.

DG: – No siempre. Al Intendente Di Landro le tocó ser Intendente con el gobierno de la Alianza. Pero es un ejemplo para tener en cuenta que si sucede se puede trabajar bien y mantener el Municipio y llevarlo adelante. Por supuesto que va a ser mucho más complicado con las deudas porque nadie heredó el Municipio que va a heredar el próximo gobierno.


Redaccion por Redacción

Y vos que opinas?

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

?>