Estudia, trabaja y es Subcampeón mundial juvenil de levantamiento de “peso muerto”

Estudia, trabaja y es Subcampeón mundial juvenil de levantamiento de “peso muerto”

Se trata de Nicolás Giglio, de 22 años, oriundo de Malvinas, que viene de conseguir el segundo puesto en su categoría en el Campeonato Mundial GPA/IPO desarrollado en Brasil.

Del 7 a 10 de noviembre, en Florianápolis, Brasil, se llevó a cabo el Campeonato Mundial GPA/IPO 2019, el cual contó con las disciplinas Powerlifting (levantamiento de potencia), Push Pull (empujar-tirar), Deadlift (peso muerto) y Brench Press (press de banca), y con la participación del rodriguense Nicolás Giglio.

74617535_2648617518532551_7926765695600164864_nOriundo de Malvinas y con 22 años, el joven atleta se ganó un lugar en dicha competencia luego de consagrarse campeón en Deadlift Junior H82 con una marca de 250.5, que además significó un récord a nivel nacional, en el Campeonato Argentino GPA/IPO 2019 desarrollado a inicios de septiembre en la ciudad de Chascomús.

Y en Brasil, no pasó desapercibido. Compitiendo en la categoría Junior 82,5, Giglio consiguió el subcampeonato mundial y dejó la vara alta de cara a lo que viene.

En diálogo exclusivo con La Posta, Nicolás se mostró satisfecho sobre su nuevo logro: “Todos mis familiares, amigos y compañeros se pusieron muy contentos por mí. Todos me saludaron y me felicitaron tras el subcampeonato, aunque siento que algún día puedo tener más para dar. Me sorprendió el nivel que había de competencia”.

74273900_2648617575199212_246246396523446272_nTambién contó que entrena en el gimnasio Vulcano 2 bajo la tutela de Néstor González y cómo surgió su interés en a disciplina. “Me gusta mucho ir al gimnasio y como sentía que tenía lo necesario para este deporte, me decidí en hacerlo”.

Sobre la continuidad de su carrera como atleta, mencionó la chance de un torneo mundial a desarrollarse en Europa: “El año que viene hay un mundial que es en Rusia”. Sin embargo, “por tema de economía no sé si es posible llegar”. Pero a su vez no baja los brazos y afirma: “También hay un torneo iberoamericano que es acá en Argentina, pero siempre lo importante va a ser mejorar como atleta sin importar el torneo”.

En cuanto a su vida cotidiana, todavía Nicolás no tiene la posibilidad de vivir de este deporte. Es por ello que en este momento se enfoca de lleno en sus estudios y empleo: “Trabajo en los camiones de La Serenísima a la mañana y estoy terminando el secundario a la noche. Este es mi último año; eso me interfirió bastante con el entrenamiento pero son cosas que uno tiene que completar”, opina.

Por último, reflejó su objetivo a mediano y corto plazo en levantamiento de peso muerto: “Espero algún día poder tener un buen nivel y hacer la mejor versión de mí en esto que decidí hacer”. Y le dejó un mensaje a todos aquellos y aquellas interesados en este deporte: “Me gustaría agregar que el ‘power’, aunque abajo de la barra estás solo, es un trabajo de equipo. Todo lo conseguido siempre va a ser gracias a todos los que trabajamos todo los días para mejorar dejando de lado muchas cosas en la vida”.

Compartir en las redes



Y vos que opinas?